El otoño ya llegó

lost_in_la_concha_playa_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Se acabaron los anocheceres románticos por la Concha. Han desaparecido los turistas, bueno, algunos rezagados quedan, y con el Puente más. El verano se despidió de Donosti con el Zinemaldi hasta el año que viene y toca desempolvar los paraguas. Los donostiarras nunca tienen lejos ese objeto tan útil por estas tierras pero, cierto es que en verano da menos pereza mojarse. Las ventas de paraguas en los Chinos donostiarras yo creo que deben repuntar a partir de estas fechas.

lost_in_la_concha_paseo_nuevo_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Pero no hay que desanimarse, el San Sebastián húmedo y gris tiene su encanto poético. Eso lo digo ahora en octubre, dudo que en febrero siga tan positivo pero aprovechemos mientras podamos. Un una vuelta por el Paseo Nuevo siempre es una buena idea. Además, da la oportunidad de admirar a una tribu urbana que siempre me ha causado tremenda admiración, los pescadores. Te los encuentras diseminados por las barandillas de la ciudad, llueva, truene o haya un tornado buscando pescar la mejor pieza. Y todos sabemos que por aquí llueve. Llueve mucho.

lost_in_la_concha_kursaal_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

El Kursaal recupera relativa normalidad tras la locura festivalera y la glotonería de San Sebastián Gastronómica. La verdad es que la piedra mojada le da un puntito romántico y decadente a la zona. Por lo tanto desempolvemos el paraguas y demos paseo. Donosti, siempre merece la pena, aunque llueva, truene, o caigan chuzos de punta.

Anuncios

Pequeños grandes placeres

Que os voy a decir del tiempo donostiarra que ya no sepáis. La climatología cambiante de estas tierras supone un reto para cualquier mente que intenta organizar un poco la generación de vestimentas para la semana. A veces hace sol, a veces llueve y otras veces hace viento… Y otras veces hace todo a la vez.

lost_in_la_concha_playa_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

De locos, de acuerdo pero, estoy convencido que eso hace que los días de sol los disfrutemos más. No negaré que echo de menos la calma de mi bahía antes de que hordas de turistas se lanzaran en manada a descubrir esta ciudad. El sábado brillaba el astro rey y un servidor, como todos aprovechó para tostar sus tentáculos al sol. Obviamente, estaban metamorfoseados en apariencia humana para no levantar suspicacias. Lo que está claro, tal y como demuestra la imagen, es que un paseo por La Concha con buen tiempo es el pasatiempo favorito de muchos donostiarras, y gente de los alrededores. Cada uno con sus vicios, un servidor no juzga a nadie, pero hay momentos en los que eso parecía una marcha militar.

lost_in_la_concha_comida_ensaladilla_rusa_ezkurra_donostia_san_sebastian_pais_vasco

Otra posibilidad es darle rienda suelta a la gula. Que sí, que sabéis que me gusta comer pero hace tiempo que no hablamos de comida. Si queréis daros un homenaje, deleitad vuestras papilas gustativas con la Ensaladilla Rusa del Bar Ezkurra. Hay bares chic, hay bares modernos y hay bares de toda la vida. Para pintxos clásicos para chuparse los dedos, hay que parar en el Ezkurra y su ensaladilla es para quitarse el sombrero.

lost_in_la_concha_paseo_nuevo_donostia_san_sebastian_pais_vasco

Si toca pasear, soy mucho más partidario del Paseo Nuevo, y desde que lo volvieron a abrir hace poco se ha abierto un mundo de posibilidades para mis paseos diarios. La opción de recorrer un par de kilómetros paseando entre la montaña y el mar no tiene precio.

lost_in_la_concha_cervezas_amigos_donostia_san_sebastian_pais_vasco_euskadi

Cada uno tiene sus pequeños vicios, sus placeres, por ahí he leído que por aquí tuvisteis otro visitante intergaláctico que le gustaba comer gatos (vaya trabajo despellejarlos), hay gente que le encanta el chocolate, cada vez hay más fanáticos del gimnasio; en resumen en esta ciudad y en este universo hay de todo. Personalmente, dadme unas cervezas y buena compañía para disfrutar de una buena tarde y ya soy feliz. Un alienígena de gustos sencillos, ese soy yo.

Trampas, bufandas y mensajes secretos en el Paseo de Francia

A lo largo de estos meses he podido descubrir muchas Donostias. La Donostia más clásica que rodea el Paseo de la Concha, el toque histórico que aporta la Parte Vieja o los aires de modernidad y progreso que llegaron con el Kursaal son sólo los ejemplos más conocidos de una San Sebastián que tiene muchos colores.

lost_in_la_concha_paseo_de_francia_donostia_san_sebastian

Pero, sin lugar a dudas, hay un lugar que me atrae como pocos. El encanto del Paseo de Francia es innegable. Me gusta porque considero que tiene una magia especial. La tranquilidad que ofrece este paseo junto al Urumea invita a disfrutar. Ya os dije hace tiempo que soy fan de la zona del rio, aunque siga siendo forofo de La Concha. Vale, es mi casa, pero es que está siempre taaaan llena de gente. Estoy planteándome seriamente poner un cartel de “Por favor, alienígena durmiendo, no molesten”.

Las señoriales casas que bordean el paseo, los majestuosos arboles y la combinación extraña del bidegorri, las zonas verdes y la acera para peatones convierten a ésta en una zona especial.

lost_in_la_concha_paseo_de_francia_mensajes_donostia_san_sebastian

Una de las mansiones tiene unos extraños mensajes grabados en su entrada. Cada vez que paso por delante me tomo unos minutos para observarlos y pensar. ¿Quién sería la persona que escribió esos grabados? Admito que soy un alienígena bastante mal hablado, serán las consecuencias de conversar tanto conmigo mismo que a veces ni me aguanto. ¿Eso supone que sólo me esperan desgracias? Afortunadamente yo por ahora no tengo casa, solo una nave pero, me tendré que andar con ojo. Y el segundo mensaje me parece todavía más indescifrable. El día que me arme de valor entraré en ese extraño edificio. Porque sinceramente, es un extraño lugar que me produce mucho respeto. Me da la impresión que me va a salir un fantasma por cualquier esquina. Y yo, además de alienígena, soy un poco cagueta.

lost_in_la_concha_paseo_de_francia_fuente_donostia_san_sebastian

Finalmente, siguiendo el Paseo llegamos a una fuente que me gusta mucho, tiene un aspecto decadente que la convierte en irrepetible. No se puede comparar con otras grandes fuentes de la ciudad como pueden ser la de la Plaza Bilbao o la de la Plaza Pio XII pero, saluda a los viajeros que llegan a la Estación de Tren así que, es de las que más visitas recibe al día. Lo que tampoco acabo de entender es la escultura de este planeta. ¡Esa manía de poner a todo el mundo a medio vestir! Por culpa de llevar poca ropa, yo me he pillado unos catarros del copón, y estas estatuas no son una buena guía para los turistas. Estoy por poner bufandas a todas las figuras de la ciudad.

lost_in_la_concha_paseo_de_francia_obras_donostia_san_sebastian

Este es uno de mis lugares favoritos de la ciudad pero, últimamente anda un poco revolucionado. No sé qué pasa en la zona de la estación pero, están haciendo agujeros por todos lados y no paro de ver a gente trabajar. No sé si se trata de armamento de defensa o de ataque. Más me vale estar preparado para cualquier eventualidad. Por mucho que lleve tiempo aquí y no haya sido descubierto, puede que estos terrícolas estén preparando algún tipo de elaborada trampa. ¡Siempre vigilante!