El finde tragón de Gorb

Ha sido un fin de semana duro, muy duro. Los calores veraniegos me tienen un poco revolucionado y me he dedicado a dejarme llevar por mis instintos más glotones. Al tener la nave en el fondo de la Bahía de La Concha, he podido hacer amigos marinos de todos los tipos y colores.

lost_in_la_concha_mariscada_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Pero, no puedo negar que lo de comérmelos, me gusta aún más. Poder disfrutar de una buena mariscada como Dios manda me ayudó a coger aún mayor destreza con manos terrícolas. Pelar percebes, no es moco de pavo, y conseguirlo sin manchar a la mitad de los comensales, casi utópico. Así empezó un fin de semana de pura gula.

Afortunadamente, pude centrar mis esfuerzos en los animales más dotados de carne. Vale, las nécoras estarán muy buenas pero yo soy más partidario de la eficiencia en el trabajo. Para cuando el comensal que tenía al lado había comido media nécora, yo me había zampado ya 100 gramos de percebes, un par de ostras y una docena de gambas a la plancha. Tengo siete estómagos que llenar, y no puedo perder el tiempo. Por cierto, me reafirmo en que por unas kokotxas… mato.

lost_in_la_concha_desayuno_laffose_eibar

Amaneció el sábado, y pude disfrutar de un buen desayuno en el Café Laffose, siempre una buena idea. Además ¡con regalo! ¡Zorionak al Eibar en el 75 aniversario! Sabéis que de eso de darle patadas al balón no entiendo mucho pero, todo llegará.

lost_in_la_concha_zuberoa_euskadi_pais_vasco

Y llegó el momento. LA COMIDA. En mis misiones de investigación, sabéis que a veces tengo suerte cuando me infiltro en alguna kuadrilla para analizar las costumbres locales. Esta vez, me tocó el premio gordo.

lost_in_la_concha_zuberoa_menu_degustacion_euskadi_pais_vasco

Ay mis queridos compatriotas, qué dominado tenéis lo de degustar manjares y lo de comer en el Zuberoa fue toda una experiencia, no lo voy a negar. Tengo un amigo que dice que por tierras vascas la comida sabe mejor porque el nombre es más largo. No es lo mismo decir “patatas fritas” que “frutas de tierra bañadas en emulsión de aceituna al punto de sal”. No sé si es cierto pero, tras disfrutar del menú degustación, no tengo miedo en confesar qué en algunos casos no tenía ni puñetera idea de qué me estaba metiendo en la boca. En todo caso, lo disfrute como un enano. A pesar de que quizás, la idea de comer en la terraza no fue tan buena por el calor sofocante, la verdad es que puedo afirmar que esta experiencia gastronómica quedará marcada en mi cuaderno de bitácora en negrita.

lost_in_la_concha_zuberoa_2_menu_degustacion_euskadi_pais_vasco

El problema llegó con la cuenta, el terrícola en el que metamorfoseé no llevaba la cartera encima. Menos mal que uno es apañado y pude hacer un trueque. Ahora que lo pienso, más que un fin de semana, fueron sólo 24 horas de lo más tragonas. El domingo me lo pasé fregando platos en el restaurante.

En todo caso, un gran fin de semana en el que he disfrutado de buena comida y sobre todo de buena compañía. Hay gente que dice que no se puede disfrutar de un bocata o una hamburguesa. Cada momento tiene su menú, dadme un bocadillo y una botella de sidra y un hueco en el puerto cuando queráis. Pero, este fin de semana tocaban viandas de nivel. ¡Y tan a gusto!

Anuncios

De playa en playa

El calor llega a Donosti, y toca lanzarse a las playas a tostarse como si no hubiera un mañana. Uno ya tiene más que aprendido su manual de supervivencia para las playas donostiarras, así que toca pensar y decidir. ¿A dónde voy? San Sebastián tiene de todo, y de playas anda también sobrada. Están los tres cerditos, los tres Reyes Magos y las tres playas de San Sebastián. Si hasta tienen carrera propia, pero eso será más adelante. A ver si este año logro presentarme. A la tercera va la vencida… Curioso, otra vez el número tres.

lost_in_la_concha_playa_zurriola_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

El otro día pensé que era el momento de lanzarme a meterle caña al surf. Ese deporte que crea tendencia en Donostia. Pero, desafortunadamente estoy obligado a metamorfosearme en humano cuando salgo de la nave. Sería mucho más fácil pegarme a la tabla si contara con mis tentáculos. Lo de surcar las olas montado en esos resbaladizos objetos puntiagudos, está claro que no es lo mío. En todo caso, disfruté de la playa donostiarra más salvaje.

lost_in_la_concha_playa_la_concha_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Pero uno ya tiene su edad, sólo tengo 2 años terrícolas pero, en mi planeta ya voy por los 237 así que, busqué la tranquilidad de La Concha para una tarde relajada. Obviamente, era una utopía imposible. Además, dejarme el conversor ultraquímico puesto no ayudó, generó movimientos en las mareas que las hicieron más salvajes aún. El reparto de centímetros cuadrados de arena por habitante se iba reduciendo por minutos.

lost_in_la_concha_playa_ondarreta_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Por lo tanto, opté por un baño tranquilo en la vecina Ondarreta. No hay nada más relajante que refrescarse en mi segundo hogar cuando cae el atardecer en un caluroso día. Pero, cuál fue mi sorpresa al descubrir que el tanque de residuos orgánicos de la nave había tenido otra fuga. Los fluidos almacenados se habían ido solidificando y compactando en pequeñas rocas que habían quedado desperdigadas por la playa. Todos los presentes las tomaban por sencillas piedras pero, yo, sabiendo lo que eran, tuve que optar por salir por piernas. Prometo sellar la fuga de los tanques cuanto antes para que mis residuos no se depositen en vuestras orillas, mil perdones queridos terrícolas.

lost_in_la_concha_banco_paseo_concha_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

En fin, ¡que por falta de playas no sea! Disfrutemos del verano en remojo, y a sacarle jugo al sol, que ya sabemos en Donostia, la metereología tiene personalidad propia y bastante esquizofrénica.

Fin de semana de cuernos

El verano ya está aquí. Sol, calor y Donosti ya empieza a estar a tope de turistas. Afortunadamente la meteorología nos ha acompañado con la nueva estación, pero no nos engañemos. Esto es San Sebastián, y cualquier apariencia de normalidad con respecto a las estaciones, es pura utopía. Por ahí he leído que el verdadero verano llegará a finales de julio, y supongo que se marchará a principios de agosto, esto último ya es de cosecha propia. Pero, ¡no nos pongamos negativos! Aprovechemos la visita del astro rey para disfrutar.

lost_in_la_concha_kursaal_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Ya llevo un tiempo por esta ciudad y puedo decir que voy cogiendo mis costumbres y mis manías. Sabéis que por la txalupa del Bergara mato, y el Peine del Viento es mi “txoko” para descansar y relajarme un poco. Es curioso al final cómo pasan los días y hacemos las mismas cosas. Así que este fin de semana he decidido romper con todo, olvidarme de las costumbres y mis hábitos. Me he dedicado a poner cuernos a diestro y siniestro.

lost_in_la_concha_cecina_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Habláis mucho del jamón de jabugo, pero un servidor, es capaz de asesinar por un buen lomo ibérico. En todo caso, estos días me he dedicado a hincarle el diente a la cecina, un extraño alimento de sabor curioso que ha despertado el hambre en mis siete estómagos.

lost_in_la_concha_choco_mint_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Otra cosa no sé, pero en los últimos tiempos, salen cafeterías como setas por Donostia. Soy tan fan de un buen desayuno en buena compañía que esto debería ser mi paraíso. Pero, curiosamente, siempre termino en los mismos rincones. Pues nada, este fin de semana he optado por cambiar de aires, y probar cosas nuevas, un descanso dulce en el “Choco Mint”.

lost_in_la_concha_muru_sagues_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Lo dicho, llegó el verano, y yo busque otro “txoko” para ver entrar la nueva estación. La Concha es mucha Concha pero, Donosti está llena de rincones para  relajarse y disfrutar.

En resumen, me he dedicado a poner cuernos a diestro y siniestro este fin de semana. En algunos casos, sé que volveré a mis antiguas costumbres con el rabo, digo los tentáculos, entre las piernas… Sin embargo, hay que apostar por la novedad y darle una oportunidad, que por algo un servidor es un aguerrido explorador intergaláctico y a pesar de llevar 2 años por aquí, no me puedo acomodar.

Lost in La Concha Año 2 #ZorionakGorb

Y así, como quien no quiere la cosa, ya llevo dos años atrapado en este planeta. Iba a ser una misión de rescate rápida y sencilla pero, parece que la cosa va para largo. Es lo que pasa cuando metes el tentáculo donde no debes y la mujer de tu Comandante está en el ajo.

lost_in_la_concha_velas_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

En todo caso, es un día para celebrar! Zorionak neri! Poco a poco me voy mimetizando con el ambiente; ya he aprendido que el tema de conversación habitual en los ascensores es la estupenda climatología donostiarra y soy capaz de decir Eskerrikasko sin que se me trabe la lengua en el paladar. Estos son los momentos en los que toca echar un vistazo al año que hemos vivido y darse cuenta que… En mejor lugar no habría podido estrellarme. ¿Quién enciende la vela?

lost_in_la_concha_tamborrada_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Donostia es tamborrada, y eso se nota en los informes de misión. Siempre está en el top y todo lo que sean palillos y tambores son temas candentes. Además, una fiesta que aglutina comida, bebida, fiesta y la posibilidad de expulsar el estrés dando golpes a un tambor, tiene el éxito asegurado. Este año estrené traje nuevo y la verdad es que me vi de lo más elegante. Siempre he pensado que el toque del traje de cocinero es lo más auténtico pero, la verdad es que el porte y la gallardía que se logra con un traje de soldado hay que tomarlo en cuenta. A pesar de todo, no conseguí ligar ni de cocinero ni de soldado, eso sí. Esto es Donosti, ligar tiene más de milagro que de arte.

lost_in_la_concha_boda_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Mi primera boda, fue todo un acontecimiento social. Y ha sido el segundo post más leído a lo largo de este año. Terrícolas míos, como os gusta la fiesta y qué bien os lo sabéis pasar. Eso de los trajes blancos e inmaculados, gente elegante, excelentes manjares… Volvemos a la comida, si es que lo vuestro es un no parar. En todo caso, las relaciones más amistosas se generan una vez abierta la barra libre. Eso de tener un lugar en el que te sirven bebida sin preguntar, es un poco peligroso, ¿no?. Sabes cómo comienzas la noche, conseguir acabarla de manera digna es otra historia.

lost_in_la_concha_bar_nestor_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Y el post más exitoso del año, como no podía ser de otra manera, va de llenar el estómago. La cena en el Nestor fue una experiencia casi religiosa, y habéis leído la aventura con avidez. A un servidor, le gusta comer de todo; desde una ensalada mixta hasta un huevo frito desconstruído pero, si hay una buena chuleta ya podéis ir pasándome un chuchillo que le pienso hincar el diente. Ahora que lo pienso, todavía tengo pendiente probar su famosa tortilla de patatas así que, habrá que hacer el esfuerzo y regresar

Un año de aventuras; mis inolvidables primeras vacaciones en Perú, un ataque espía en el Hotel de Londres y mi primer atracón de alubias son sólo un ejemplo de las miles de cosas que me quedan por hacer y descubrir. Y sólo lo puedo hacer con vuestra ayuda, encantado de seguir conociéndoos queridos donostiarras, gracias. Vamos a por la próxima aventura.

Pito pito gorgorito

Días de sol que son un espejismo, temperaturas esquizofrénicas que hacen que siga saltando de catarro marciano en catarro marciano… La vida sigue sin mucho sobresalto por Donostia. Bueno, algo si ha pasado, estamos en plena campaña electoral.

lost_in_la_concha_ayuntamiento_elecciones_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Últimamente veo más sonrisas que en un anuncio de Colgate. Hay un bombardeo constante de ideas y propuestas que van desde puntos de vista medianamente razonables hasta proposiciones totalmente descabelladas. Por lo menos sois más listos que los Guerreros del Qwark. Allí encierran a todos los valerosos guerreros que pretenden liderar a su pueblo en un recinto cerrado armados de un machete. Está claro quién gana, ¿no? Cierto es que podríais hacer un buen negocio llenando Anoeta para la ocasión pero, desafortunadamente la tasa de mortalidad de dicho sistema es poco práctica para un pueblo. Los Guerreros del Qwark se extinguieron hace eones, todo por desavenencias internas.

lost_in_la_concha_facultad_informatica_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Los Xíminis son gente inteligente, muy centrados en la ciencia y opinan que los recipientes biológicos no son capaces de liderar a los pueblos de manera eficiente. Por lo tanto, disponen de tres máquinas superinteligentes que toman las decisiones por ellos. Tengo mis contactos por la facultad de informática de la UPV en el campus de San Sebastián, así que podríamos hacer un intento. Aunque, el problema aquí surge cuando se estropea la máquina en cuestión. Los pobres Xímini llevan atascados evolutivamente desde hace un par de siglos, ya que la última actualización de las máquinas en cuestión, las mantiene en un bucle de reinicialización.

lost_in_la_concha_bahia_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Pero, ¿el buen líder nace o se hace? El líder más valorado que conozco es Risku, del planeta X”3. Rige en sus dominios sin ningún tipo de oposición, todo el planeta apoya sus decisiones, lo cual no es difícil ya que es el único superviviente de su especie tras una catástrofe biológica. Una vida solitaria sin duda pero, a todos nos gustaría ser Comandantes Supremos de nuestro planeta alguna vez. Desafortunadamente, tampoco es una opción viable para Donostia; os tendría que aniquilar a todos y a ver quién me va a cocinar los pintxos.

lost_in_la_concha_anochecer_zurriola_donostia_san_sebastian_pais_vasco

En definitiva, estáis frente una encrucijada complicada terrícolas míos, mucho ánimo y por favor, dejad de lado ese espíritu de “o estás conmigo o estás contra mí”. El universo es demasiado grande y extenso para que en una extensión de tierra tan pequeña os estéis echando los trastos a la cabeza. Yo por mi parte me presento voluntario para asesorar tanto al Ayuntamiento y a la Diputación en Turismo Intergaláctico. A este rincón de la galaxia se le puede sacar mucho juego.

Dicen que correr es de cobardes

Mensaje para el Teniente Gorb

Dada su ausencia no justificada en los últimos exámenes físicos de la Academia, le informamos que tiene 90 días para demostrar que su estado de forma cumple con los requisitos de Teniente de la 5ª Flota.

La Comandancia Interestelar

lost_in_la_concha_barandilla_bahia_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

¡Pero bueno! Definamos ausencia no justificada estimada Comandancia. Que gracias al “excelente estado de forma” de la nave que me asignaron me encuentro aquí tirado. Vale que quizás haya dejado un poco de lado mis obligaciones investigadoras y mis informes han disminuido pero, estaba ocupado en mis estudios. Es que la vida en Donostia es muy dura. Ha llegado el buen tiempo y hay que empezar a probar las sillas nuevas de las diferentes terrazas, las incorporaciones de nuevos pintxos en las cartas, asegurarse que mis favoritos siguen sabiendo igual de bien a pesar del paso de los meses, los anocheceres por La Concha…

lost_in_la_concha_cafe_saigon_din_sum_pato_boletus_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Servidor no se pierde una, y pude disfrutar de una buena cena en el Café Saigón. La verdad que puedo decir sin dudarlo que me enamoré… del Din Sum de pato y boletus. Una noche agradable en buena compañía, en la línea de glotonería extrema de las últimas semanas. Lo de que los vascos solucionan todo alrededor de una mesa bien provista, es cierto y lo he demostrado de manera empírica más de una vez estos últimos meses.

lost_in_la_concha_zapatillas_correr_running_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Pero Comandancia, cierto es que debo mirar un poco mi forma física. Últimamente me falta el aire cuando subo las escaleras de la playa, y noto los tentáculos hinchados. Así que estoy dispuesto a recuperar las buenas costumbres. Toda esta orgía gastronómica puede que sea una treta de los donostiarras para tenerme controlado como un gatito satisfecho lleno de comida. Así que he decidido retomar con energía mi espíritu deportista.

lost_in_la_concha_urumea_puentes_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Algunos dicen que el running es una moda pasajera, otros que correr es de cobardes y otros que sin un mínimo de tres gadgets de última tecnología lo que haces es correr, no running. Pero, lo que está claro es que sudar la camiseta relaja, y hacerlo en San Sebastián al anochecer alegra el día a cualquiera. Mi reto inicial fue la San Silvestre y más adelante me comí mis primeros 10 kilómetros con patatas. Esos pequeños éxitos hacen mejor todavía el camino a recorrer. No sé qué será lo próximo, actualmente creo que no sería capaz de llegar dignamente hasta la esquina pero he cumplido algo muy importante, caer en un grupo de Whatsapp de corredores. Se llama “Llorones del running”, con eso digo todo y no digo nada. Una gran ayuda, y un poco cabroncetes también. Dios los cría y ellos se juntan, y para conocer las técnicas del enemigo, hay que analizarlo a fondo. ¡A por el próximo reto!

lost_in_la_concha_bahia_farola_donostia_san_sebastian_pais_vasco_euskadi

En fin Comandancia, prometo ser bueno y ponerme al día, aunque estar atrapado en La Concha me impedirá poner de manifiesto mi valía. Si quieren ponerme a prueba, no duden en venir a buscarme para sacarme de aquí. Podríamos correr la próxima carrera juntos para ver quién gana. Ausencia injustificada no te jo…

San Telmo me gusta

Los últimos coletazos del invierno trajeron al tan ansiado sol. Parecía que iba a llegar el momento de tomar al asalto las terrazas, desempolvar las mangas cortas y empezar a enseñar más carne. Pero estábamos equivocados, al astro rey le gusta jugar al despiste, sobre todo en Donostia, y el miércoles el invierno volvió para demostrar que todavía quedan días fresquitos por llegar.

lost_in_la_concha_museo_san_telmo_museoa_entrada_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Así que opté por visitar un edificio que me ha maravillado siempre, desde el momento en el que llegué. Sabéis que me apasiona el pasado de Donostia, y el Museo de San Telmo es un perfecto ejemplo de todo lo que ha pasado por aquí. Este antiguo convento dominico del siglo XVI, ha visto de todo dado que a partir de la Desamortización de Mendizabal su uso fue militar. Como ya he podido ir descubriendo, la localización estratégica de la ciudad, ha llenado su historia de sangre y guerra y la verdad es que si el edificio pudiera hablar, no sé que nos contaría. La última remodelación a intentado combinar el San Sebastián de ayer y mañana, y sabéis que esa combinación de pasado y futuro es de lo que más me gusta de esta ciudad.

lost_in_la_concha_museo_san_telmo_museoa_mendia_un_jardin_japones_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

De la colección permanente hablamos luego pero, merece la pena una parada tanto por “Un jardín Japonés. Topografías del Vacío” como la exposición “Mendía” que recorre la historia del montañismo por estas tierras. ¿Ya os gusta eso de subir eh? Aunque teniendo en cuenta que por la geografía vasca es complicado encontrar más de 10 km seguidos de llano, lo de ascender lo lleváis en los genes, al menos la mayoría.

lost_in_la_concha_museo_san_telmo_museoa_harrijasotzaile_donostia_san_sebastian_pais_vasco_euskadi

Y hablando de usos y costumbres vascos. Eso de levantar piedras, partir troncos… Creo que este tema se merece un análisis más exhaustivo y detallado porque la verdad; no entiendo nada. Aunque bueno, contra las Legiones de Cristal del planeta Crash las piedras os serán útiles; y los Soldados Arbóreos de Huoji tienen los días contados con tanta hacha. A ver si en el fondo lleváis siglos preparándoos para luchas interplanetarias, y yo no me he enterado todavía. La verdad es que disfruté de la visita, y me sirvió para conocer más sobre vosotros. Comprendí que todavía me queda mucho por aprender.

lost_in_la_concha_museo_san_telmo_museoa_lienzos_sert_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Pero, si algo me impacto fue admirar los Lienzos de Sert. Poder disfrutar de la obra con la iglesia vacía fue espectacular. Pero, también debo confesar que tengo una imaginación que le gusta desmelenarse de vez en cuando, y el silencio y quietud del Museo me hizo pensar que estaba a punto de cruzarme con el fantasma de algún soldado francés. Soy un poco cagao, lo admito.

lost_in_la_concha_museo_san_telmo_museoa_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

¿Quién no se imagina el fantasma de un fraile domínico paseando por el claustro? Es de los rincones más bonitos del museo. Pero, la colección de estelas funerarios no ayudó en mi convencimiento de que estaba a punto de cruzarme con algún donostiarra de hace siglos.

lost_in_la_concha_museo_san_telmo_museoa_estelas_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Afortunadamente, no hay nada que una buena cerveza no arregle. Así que acabé la visita con una caña fresquita en la cafetería. La verdad es que es un rincón donostiarra al que pienso volver, es un edificio que tiene algo especial. Y además, más tarde descubrí que ¡los martes es gratis! Me queda mucho trabajo para desentrañar todos los misterios de ese lugar.

H2O #LoQueCuestaTenerLosMontesVerdes

Qué os voy a contar de la lluvia que no sepáis, llevamos unos días… Realmente ya no sé si son días o semanas en los que el chubasquero se ha convertido en nuestro amigo más querido y amado. Llueve de arriba abajo y de abajo arriba; de izquierda a derecha y de derecha a izquierda; en resumen, llevamos días como pececitos paseando por las calles donostiarras. No nos despegamos del paraguas, y es el amante más fiel que hemos tenido en mucho tiempo.

lost_in_la_concha_bahia_lluvia_gris_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

 

La mezcla de playas y montes verdes que disfrutamos por aquí tiene su precio, y la climatología adversa viene en el paquete, no sé de qué me quejo ahora. Pese a todo, no puedo negar que esta semana ha sido durilla. Pero como se suele decir, Dios cierra una puerta para abrir una ventana. Creo que en nuestro caso, lo que se dejó abierto es el grifo. En todo caso, hay que sacar provecho de estas ocasiones. Ya propuse al Aquarium Donostiarra que sacaran de paseo a los animalitos. San Sebastián es una ciudad para todos los públicos, y el turismo pececil puede ser una mina. Eso sí, que no se acerquen por lo viejo a tomar pintxos, algún pariente lejano ha podido acabar en el plato.

lost_in_la_concha_puente_kursaal_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

La Donostia gris y melancólica tiene su encanto; pero si te pilla con la moral un poco tocada, mal vamos. Ciudad poco recomendable para corazones rotos y deprimidos, un par de días en esta humedad constante pueden llevarte directo a los antidepresivos. Pero, no todo va a ser negativo; en estos días se puede aprovechar para un ejercicio totalmente donostiarra. Cruzar el puente del Kursaal en días de lluvia debería considerarse deporte olímpico. No hay basura sin paraguas destrozado en estos momentos, así que podría ser una opción alquilar la zona a los fabricantes de paraguas. Estamos en crisis, ¿no? Yo lo dejo caer, el paraguas que sobrevive en Donostia, es mucho paraguas.

lost_in_la_concha_gin-tonic_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Agua, agua y más agua, parece que no hay manera de que el sol asome entre las nubes. Pues al mal tiempo buena cara, y una sesión de criogenización rápida a las nubes de alrededor. Unos buenos hielos para un gin-tonic, buena compañía y a disfrutar mientras se escucha como llueve fuera.

Un San Valentín Rapidín

Esto de hacerse un lugar en la historia de la galaxia explorando nuevos territorios es muy gratificante pero, a veces es muy duro. Y sobre todo solitario. Voy entendiendo poco a poco a los donostiarras, y si ellos mismos lo tienen un poco complicado para conseguir algo de cariño en esta ciudad, qué os voy a decir de un alienígena morado y con tentáculos.

lost_in_la_concha_playa_anochecer_donostia_san_sebastian_pais_vasco_euskadi

Pero era San Valentín, y además Carnavales. Ni una alineación de las estrellas de La Constelación Rixiana parecía más propicia que el pasado fin de semana para buscar algo de calor humano, alienígena o lo que surgiera. El invierno es largo, y nunca está de más un poco de compañía para pasar las frías noches acurrucados bajo la manta, pasear bajo la lluvia… No sé, creo que últimamente ando un poco tontorrón.

Dicho y hecho, arranqué el fin de semana con una misión clara y concisa, disfrutar del 14 de febrero en buena compañía. Era el momento de pasar a la acción y poner en práctica todos mis conocimientos sobre donostiarros y donostiarras. Pero el viernes por la noche la cosa se presentaba complicada. Climatología adversa, cómo no, calles poco concurridas y un alienígena a un gintonic pegado en la barra del bar clavado. No había manera, pocas veces me he sentido tan sólo. Quizás la culpa fue mía por no haberme metamorfoseado en humano. Pensaba que el Carnaval era mi momento y podría enseñar mis auténticos encantos a los donostiarras. Pero, por muchas felicitaciones que recibiera por la autenticidad de mis tentáculos, no había manera de mantener ninguna conversación civilizada.

lost_in_la_concha_pokhara_gintonic_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Hasta que llegó ella. Una belleza vestida de astronauta. El destino llamaba a mi puerta. El grado de embriaguez de la señorita también ayudó, no lo vamos a negar. En cuanto dije que desde mi casa tenía vistas a la bahía, los ojos le brillaban con el símbolo del dolar. Pobrecita, no sabía que mi casa está hundida en la bahía, no frente a ella en Miraconcha. Ya llegaría el momento de contarle eso. No sé muy bien cómo, la cantidad de ginebra en sangre de la señorita y un servidor era bastante elevada pero, quedamos para cenar la noche siguiente. Ding ding ding! Premio para Gorb.

lost_in_la_concha_san_valentin_flores_donostia_san_sebastian_euskadi_pais_vasco

Una mañana elegante, un buen desayuno rodeado de flores en el Café Laffose, todo se presentaba a favor. Para qué negarlo, tenía el ego subido. Era mi momento. Afortunadamente tuve un momento de lucidez y decidí aprovechar mis conocimientos del Hotel de Londres para colarme en una habitación. No sé cuánto tiempo me voy a quedar, y no es muy inteligente enseñar tu base de operaciones en el fondo de la bahía a la primera que pasa.

Opté por mostrar apariencia humana inicialmente, no se puede tentar a la suerte en tu primera cita seria en la tierra. Una buena cena y un paseo hasta el hotel. La cosa pintaba bien, no sé, todo parecía propicio y digamos que tomar una copa mirando a la bahía mejora el ambiente. Yo la miré ella me miró, risas tontas y comentarios superfluos nos llevaron al dormitorio y…

lost_in_la_concha_hotel_londres_san_sebastian_donostia_euskadi_pais_vasco

Gritos, chillidos, tortazos y portazos; acompañados por amenazas y palabras malsonantes me dejaron tirado en la cama sin saber muy bien qué había pasado. Bueno, sí, el sexo entre diferentes especies siempre es complicado. Las diversas razas de la galaxía tienen sus “orificios especiales” en lugares que no suelen coincidir y la manera de llegar al extásis puede tener muchas variantes. En mi caso, creo que mostré mi ubre amatoria demasiado pronto.

Un jugador nunca debe enseñar sus cartas demasiado pronto. Pareces nuevo Gorb, lo del sábado fue un error de novato, tú que te has llevado al huerto a razas de todos los tipos y colores. Si te vieran tus compañeros de La Academia Interestelar tendrían bromas para rato. En fin, de todo se aprende. Esto es una carrera de la larga distancia y siempre me quedará refugiarme en la gula frente a la lujuria. El que no se consuela es porque no quiere.

Premios 20Blogs IX Edición #YoVoyConGorb

lost_in_la_concha_premios_20blog_mejor_tu_cuidad

Estimados compañeros de aventura, esta vez os tengo que pedir un pequeño favor. Como sabéis, llevo tiempo por estas tierras y es el momento de seguir conquistando nuevos territorios. Por eso me he animado a participar en el concurso de blogs de 20 minutos. ¿Me echas un cable?

blogoteca_20minutos_premios_20blogs_lost_in_la_concha

Estaré muy agradecido, es mi humilde vía para colaborar en poner Donostia en el lugar que se merece. Prometo repartir cañas y pintxos como recompensa!!!