Parajes extraños y un idioma desconocido

No hay mal que una buena noche de sueño no cure, pero no es mi caso, porque no he podido dormir. Justo en el momento que había conseguido cerrar los ojos se han abierto los cielos y las aguas se han empezado a revolver, se ha levantado la arena y la nave ha empezado a girar como una peonza. Tengo ojeras en cada uno de mis tres ojos, y estoy muy cansado. Pero, está claro que si la vida te da glicks, hay que hacer zumo de glicks. Por lo que he desempolvado mis conocimientos de metamorfosis cuántica y he tomado la forma de uno de los habitantes de este planeta. Todo apunta a que voy a pasar un tiempo por aquí, y ya es hora de empezar a explorar los alrededores.

Afortunadamente había un espécimen cerca de la nave, dándose un baño. Menos mal que no se le ha ocurrido mirar para abajo. En todo caso, la cosa era sencilla puesto que no llevaba nada puesto. El problema ha llegado cuando por fin me he animado a salir de la playa, la gente me miraba de reojo con cara de espanto. Parece que en este planeta a la gente le gusta ir cubierta, cosa poco práctica para ciertos menesteres, pero reconfortante considerando el clima.

lost_in_la_concha_sarriegi_tamborrada_donostia_san_sebastian

Una pobre mujer se ha apiadado de mí y me ha prestado algo de ropa por lo que he podido pasear algo más cubierto aunque, me han seguido mirando un poco raro. Creo que los abrigos naranjas con motas verdes no están muy a la moda. Paseando, intentaba absorber toda la información que podía, hasta que he llegado a un pequeño altar en una bonita plaza. Parece ser que los soldados rinden pleitesía con algún tipo de himno a sus dioses, puesto que la pizarra de la derecha estaba escrita en un idioma desconocido para mí. He intentado analizarlo con el “Traductor 6000” que tengo acoplado en el tentáculo pero he tenido que salir corriendo. El endemoniado cacharro se ha estropeado y ha empezado a echar chispas. Creo que los humanos tampoco suelen expulsar humo por las orejas. Previendo una situación complicada con el tumulto que se empezaba a crear en la plaza, he optado por volver corriendo a la nave. Revisando la enciclopedia interestelar, he descubierto cosas sobre ese idioma extraño y desconocido, creo que lo llaman euskera.

Anuncios

4 pensamientos en “Parajes extraños y un idioma desconocido

  1. Mmmmmmm…. así que los humanos procedentes de otras regiones no somos los únicos en soltar humo al intentar entender que puñetas dicen los nativos de la zona.

  2. Pingback: Un pintxo, dos pintxos, tres pintxos… Empiezo a adorar Donostia |

  3. Pingback: El saber no ocupa lugar, pero a veces cuesta lo suyo |

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s